El Sanatorio Covadonga un referente de Humanización de la Salud en la Sanidad Asturiana.

Share

Hoy queremos compartir con vosotros unas líneas de nuestro Gerente, Francisco Javier Valbuena, sobre la trayectoria institucional del Sanatorio Covadonga en su misión de brindar una asistencia sanitaria desde el concepto de salud integral del ser humano, conjugando competencia profesional, calidad, eficiencia y humanidad.

Con la definición de nuestra MISIÓN, en el año 2009, el Sanatorio Covadonga se planteó de forma práctica y sistemática dar un paso al frente convirtiendo en una realidad lo que desde su nacimiento había sido su razón de ser. Hacer una medicina centrada en las personas, porque “Amar es servir y cuidar”; dos palabras que se materializan día a día en nuestro hospital y no solamente como eslogan. De hecho, el pasado 26 de mayo de 2017 el Club Asturiano de la Innovación, “INNOVASTURIAS” reconoció nuestro trabajo, nuestra dedicación a hacer de la Atención Centrada en la Persona un elemento de innovación y diferenciación.

La Atención Centrada en la Persona ha evolucionado hacia el concepto “Experiencia de Paciente”, si bien en nuestro entorno se ha introducido con mucha fuerza el término de “Humanización” como sinónimo de esta orientación. Exclusivamente desde un punto de vista conceptual preferimos utilizar Experiencia de Paciente dado que es el concepto más integrador de todos los aspectos del ser humano. El concepto “humanización” o “humanización de la salud” nos parece redundante en sí mismo, ya que hablar de una medicina o asistencia sanitaria “humana o humanizada” es como hablar de una fuente húmeda, o que sea necesario “humedecer las fuentes”, la medicina es intrínsecamente humana o no es.

Por otra parte, en el concepto “humanización” no están tan latentes los derechos fundamentales de las personas enfermas, es un concepto más cercano al “buenísimo de los profesionales sanitarios”. La Atención centrada en la Persona recoge con creces todos los aspectos éticos y holísticos del ser humano, de ahí que sea un avance considerable en cuanto a concepto.

Por último, la “Experiencia de Paciente”, si bien nos encontramos con el contrasentido de utilizar la palabra “paciente” (en nuestro entorno preferimos hablar de persona o como mucho, persona circunstancialmente enferma), es un concepto que, en su conjunto, que a todo lo ya señalado en “Atención centrada en la persona”, se le añade la dimensión económica, una dimensión trascendental cuando de lo que se habla es de atención sanitaria. La Experiencia de Paciente (PX en sus siglas anglosajonas) está orientada a resultados, tal como los principales parámetros de Gestión establecen hoy en día (modelo EFQM, modelo de Gestión Avanzada, etc,). Dichos resultados no solamente medibles en parámetros de eficiencia económica, sino también en la dimensión que más nos importa y ocupa, la humana, la de la persona.

Para nosotros humanización (PX) consiste en el proceso por el que reciben cuidados las personas enfermas, las familias y los cuidadores. Es un elemento central de Calidad junto a la excelencia clínica y la seguridad en los cuidados. Humanización (PX) es recibir los mejores tratamientos, en un ambiente confortable y seguro. Es que se cuide a las personas respetando sus tiempos y sus ritmos, sus deseos y necesidades porque cada persona es diferente. Es darle a la persona enferma y a su familia y/o cuidadores la información que solicita y de la forma que sea comprensible, para que puedan tomar decisiones. Orientar una organización sanitaria hacia la persona enferma va mucho más allá de la mejora de las instalaciones para que sean confortables, está fundamentalmente dirigido a guiar el comportamiento de los profesionales, de todos los trabajadores, por criterios de cortesía, privacidad, respeto y escucha activa de la persona enferma y su familia.

En el Sanatorio Covadonga estos criterios, se intentan llevar a cabo, por parte de todo el personal del Centro, puesto que consideramos que todos los trabajadores deben estar involucrados en este proceso y aplicar estos criterios, desde el médico, enfermería, TCAE, personal de administración, mantenimiento, hasta el personal de limpieza, da igual cual sea la tarea que desarrollen, todos ellos están al servicio de la persona enferma.

El Sanatorio Covadonga es un hospital pequeño, con una capacidad inversora muy limitada; pero que desde 1915 viene haciendo siempre lo mismo…cuidar. Nuestra apuesta innovadora es la puesta en valor del cuidado como paradigma de atención sanitaria excelente. Donde se vuelve al MEDICO con mayúsculas, donde la relación humana, la empatía y la comunicación persona a persona sean sus principales valores. La actual revolución tecnológica producirá cambios a ritmo exponencial que van a hacer que la medicina cambie radicalmente; la medicina basada en la evidencia ha aportado muchísimo rigor en la práctica clínica, pero quizá ha puesto el foco excesivamente en los aspectos técnicos; pasando de puntillas por los valores que influyen de forma determinante en todas las fases de la construcción de la evidencia. De ahí que se haga imperativo un rescate de la ética médica y la evolución de una medicina basada en la evidencia a una medicina basada en los valores, a una medicina “humanizante”.

Como hemos mencionado, la CALIDAD es un elemento central de la HUMANIZACIÓN (PX), pero tan solo un medio, no un fin en sí mismo. De ahí que nuestro hospital ha decidido comenzar implantando un sistema de aseguramiento de la calidad por el bloque quirúrgico por considerar que es uno de los puntos críticos de un centro sanitario, por su complejidad y conexión con el resto de servicios y porque en él confluyen varios procesos que se desarrollan también en otras unidades (hospitalización, farmacia, admisiones, administración…) a la hora de cuidar a sus pacientes. Así de este modo se puede extender la cultura de calidad en todo el hospital partiendo de este servicio, que podría considerarse como el corazón de un centro sanitario.

Nuestro centro es el primer hospital asturiano que logra certificar el bloque quirúrgico en ISO 9001:2015, tanto de los hospitales privados como públicos, lo que confirma el compromiso de nuestra institución médica con la atención de calidad al paciente que además se ha visto reconocida con el sello de Sanidad Excelente Privada (SEP).

         

 

 

 

 Francisco Javier Valbuena Ruiz

Gerente del Sanatorio Covadonga

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *