Entrevista Adriana Castrillón

Share

Buenos días Adriana encantada de conocerte, soy Natalia García responsable de Experiencia de Paciente del Sanatorio Covadonga y me hace mucha ilusión hacerte esta entrevista para nuestro blog.

Adriana, me gustaría presentarte como la hija de Víctor Castrillón Alonso que se encuentra entre nosotros debido a un trágico accidente.

Antes de nada me gustaría saber ¿Cómo supisteis que el Sanatorio acogía a personas con daño cerebral para estancias largas?

Por pura casualidad, fue hablando con Pilar la mujer de Germán, otro persona como mi padre que se encontraba en la habitación justo al lado de la nuestra en el HUCA, fue este hospital el primer lugar donde acudió mi padre tras su accidente y ya sabes, tantas horas de convivencia al final nos hicimos amigos, son unas personas extraordinarias.

Y son ellos los que nos dicen que en el Sanatorio Covadonga disponían de un servicio para atender a personas con daño cerebral y que requieren un lugar para estar un tiempo prolongado en recuperación.

¿Cómo fueron los pasos a seguir?

Vinimos a informarnos y desde un primer momento nos sentimos muy arropados, eran todo facilidades y la doctora Clavel nos explicó todos los pormenores de cómo era la unidad, nos pidió algunos informes para saber la gravedad de la situación y poder valorarla.

Si te soy sincera, al principio sobretodo, te entran un montón de dudas, se encontrará bien, se adaptará, como lo tratarán, etc… porque al ser una persona nueva en el centro son dudas normales. Una vez valorada la situación y ser apto no lo pensamos.

¿Sabes de algún otro centro que facilite la estancia a personas como tu padre?

Pues no hay nada donde escoger en el sector público y desgraciadamente no hay muchas otras opciones, una vez tomada la decisión de venir aquí desde el primer momento nos acogieron con cariño y el trato fue y está siendo maravilloso, haciéndonos sentir muy a gusto y explicándonos todo al detalle, facilitándonos las cosas, como por ejemplo, todo el papeleo que supone un ingreso de estas características fue gestionado muy rápido y desde el primer minuto mi padre se ha encontrado en familia.

¿Cómo es el trato hacia tu padre  y hacia vosotros como familiares por parte del personal de planta?

Es como estar en familia, desde el momento que te llaman por tu nombre, saben que soy su hija, hacen que te sientas como en casa y pienso que es muy importante sobre todo en este tipo de estancias tan prolongadas.

¿Cuánto tiempo lleva en el Sanatorio tu padre?

Desde el 12 de Febrero de este año 2019

¿Cómo es vuestra rutina? ¿Vuestro día a día?

Sobre las 10 lo levantan, la verdad es que lo dejan dormir, lo duchan todos los días y lo visten con su ropa que para él este gesto es muy importante ya que el camisón del hospital lógicamente no le gusta nada pero yo creo que a nadie… por las mañanas dos días por semana viene la logopeda. Más tarde sobre las 12,30 /13:00 come y se acuesta porque no le gusta mucho la silla prefiere la cama, tiene un momento de siesta y a las 3 viene la fisio, Cristina  y después trabaja con la terapeuta ocupacional, Sara Ortal. Los jueves por la tarde viene Susana, la neuropsicóloga que hace con él problemas de matemáticas, el razonamiento lógico le encanta. Hacia las 6 suele merendar y queda libre para las visitas, hacia las 8 de la tarde le dan la cena y ya descansa.

¿Y cómo os organizáis en familia?

Por la mañana suelo venir yo y a las 2 voy a comer a casa que vivo muy cerca, la cercanía para mi es muy importante. Algunas tardes también viene mi abuela, o mi madre, la verdad es que estamos toda la familia pendiente e implicada, nos organizamos bastante bien. Los fines de semana le gusta mucho salir a dar una vuelta y tomar el aire por los alrededores del sanatorio.

¿Qué estudias Adriana?

Pues estudio Trabajo Social, muy en la tónica de este mundo.

¿Influyo de alguna manera el accidente de tu padre para que te decidieras a estudiar esta carrera?

No, lo había decidido antes, me queda solo un año para acabar, se puede decir que aquí estoy en prácticas permanentes…la verdad es que el ámbito sanitario antes no me llamaba la atención, pero ahora como estoy tan implicada y veo la labor que se hace tan de cerca y el maravilloso trato con los pacientes no descarto trabajar algún día en esto.

¿Sois todos forofos del Real Madrid?

No, solo mi padre, a mí la verdad el fútbol no me llama mucho la atención, si tengo que seguir a algún equipo sería al Barca…jajaja

¿Y lo sabe tu padre?

Sí sí lo sabe!!!!

¿Crees que esta afición por el equipo del Real Madrid le está ayudando de alguna manera?

Sin duda, creo que es algo a lo que se está aferrando, siempre ha sido forofo, pero ahora ha encontrado en seguir a este equipo como un refugio, además desde el primer momento nos dijeron de poder traer objetos personales para hacer la habitación más suya, así que como te podrás imaginar la tiene toda decorada con objetos del Real Madrid, ¡¡está feliz!!

Y cuéntanos ¿por qué está contento hoy, que novedad tiene en su habitación?

Hoy desde el Sanatorio han tenido el detalle de decorar el techo, justo encima de su cama, con un vinilo gigante del escudo del Real Madrid, así nada más abre los ojos por la mañana, es lo primero que ve, es muy emocionante. A todo el mundo que entra en su habitación se lo enseña encantado. Es un gesto muy bonito que valoro muchísimo, ya que hace que no sea una fría habitación de hospital, dudo que otros centros hagan algo parecido.

Dinos algo más de ti ¿Cuáles son tus planes de futuro, Adriana?

Ahora mismo como te puedes imaginar paralicé mi vida, este año la carrera la dejé un poco más apartada y como tampoco trabajaba lo tuve muy fácil para implicarme al 100% con mi padre, siento que es mi responsabilidad, mi futuro ahora es como sea el futuro de él, lo ideal sería que tuviese una vida lo más independiente posible, pero en la medida de lo que necesite yo voy a estar ahí.

Adriana ¿Cómo le ves avanzar? ¿Ha tenido mejoría en este tiempo en el Sanatorio Covadonga?

Pues a pasos agigantados Natalia, como te dije lleva en el Sanatorio desde el mes de febrero y entonces giraba la cabeza cuando le hablabas, pero no te hacía una seña o una mueca, es ahora cuando ves los avances día a día, date cuenta que está muy motivado, trabajan con él unos magníficos profesionales y eso se nota, por ejemplo en que cada vez se encuentra más seguro caminando y aguanta más de pie o erguido o se le entiende mejor, a día de hoy hay una comunicación que antes no había, mi padre siente que comprendemos lo que nos quiere decir, es increíble la rapidez con la que está mejorando, día a día notamos que avanza, es muy gratificante!!!

¿Recomendarías el Sanatorio para personas en la situación de tu padre?

¡Por supuesto!!!! Te digo más, mi pareja estuvo aquí en febrero por una operación de rodilla y estuvo ingresado tan solo 2 días, por unos días no coincidió con mi padre… y tuvimos ya entonces, las mismas buenas vibraciones, por el simple hecho que te llamen por tu nombre, que sepan tus gustos, te expliquen todo lo que te van a hacer, que no se limiten solo a traerte la medicación, este trato tan cercano lo valoro muchísimo.

Solo tengo palabras de agradecimiento a la labor de todo el personal del Sanatorio y no me limito solo al personal de planta que día a día están en contacto con él sino también al personal de recepción, administración, rayos, limpieza, etc. la implicación es de todo el mundo.

¡Dentro de lo peor un sitio así es lo mejor que nos ha podido pasar!!

Pues me quedo con esta reflexión final tan emotiva Adriana.

Estamos en contacto para lo que podáis necesitar muchas gracias por tu colaboración. ¡¡Cuidamos de ti!!

 

 

Share

Un pensamiento en “Entrevista Adriana Castrillón

Responder a Marisol - catalogo esika Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *